lunes, 23 de marzo de 2015

El recuerdo de tus "ojos de gata" sobre el tejado de zinc



Feliz lunes a todos... Hoy es 23 de Marzo, Día metereológico mundial. Tal día como hoy, en 1839, en Estados Unidos se registró por primera vez el uso del OK como abreviatura de "oll korrect" en el periódico Boston Morning Post.


Además, el 23 de Marzo de 2011, hace ahora 4 años, falleció en Los Ángeles, California, la actriz británica Elizabeth Taylor. Era hija de dos estadounidenses afincados e n Londres. Su padre, tratante de arte, había abierto una galería en la capital británica; su madre, actriz, se retiró de los escenarios tras su nacimiento. Vivió una infancia infeliz en la Inglaterra de la Guerra Mundial. 


Estudió danza; después, cuando se trasladó con su madre a Los Ángeles fue descubierta gracias a sus famosos ojos "violetas". Un amigo de la familia decidió presentar una prueba de cámara a Universal. En el estudio la contrataron y debutó en el cine con "There's one born every minute"... antes de que Universal la dejara ir y fichara por MGM. Con diez años fue protagonista de "Lassie", película con la que logró la fama. Rodó "La cadena invisible" (1943). Luego hizo dos pequeños personajes antes de que protagonizara "Fuego de juventud" en 1944 con Mickey Rooney. 

 
Trabajó en "Recursos de mujer", "Mujercitas", "El padre de la novia", "El padre es abuelo"... convirtiéndose ante los ojos del público y película tras película en una joven bellísima que siguió trabajando en la década de los cincuenta en cintas como: "Un lugar en el sol", "Ivanhoe", "Quo vadis", "La senda de los elefantes", "Beau Brummell" y "La última vez que vi París", que rodó con 22 años. Más tarde protagonizaría "Gigante", con "James Dean", y "La gata sobre el tejado de zinc" (su segunda candidatura al Oscar) en la que trabajó con Paul Newman.


En el terreno amoroso, el futbolista Glen Davis y el hijo del embajador estadounidense en Brasil, William Pawley fueron sus primeros amantes. Con 18 años se casó con Conrad Hilton (de la cadena de hoteles Hilton) con quién estaría casada un año. Tras divorciarse, se casó con el actor británico Michael Wilding, con quien tuvo dos hijos. Su tercer matrimonio en 1957 fue con el productor de Hollywood Mike Todd. Tan sólo estuvieron casados algunos meses ya que su esposo murió en un accidente aéreo. El avión de Todd, bautizado como The lucky Liz, se estrelló en Nuevo México el 22 de marzo de 1958. Con él tuvo a su tercera hija. De nuevo contrajo matrimonio con Eddie Fisher, su ex padrino de bodas. Se casaron en 1959. El cantante Eddie Fisher fue el mejor amigo de del difunto Todd, y estaba casado por entonces con su amiga Debbie Reynolds a la que Fisher abandonó para casarse con Liz. Para esta boda la actriz se convirtió al judaísmo. Un año después de la boda obtuvo su primer Oscar por su aparición en "Una Venus en visón".


En 1962 trabajó en la superproducción "Cleopatra", (Taylor fue la primera actriz que cobró un millón de dólares), su galán fue Richard Burton, que se convertiría en su amante y con quien se casaría en dos ocasiones y con el que adoptó a su cuarta hija. Gracias a su interpretación en "¿Quien le teme a Virginia Woolf?", consiguió su segundo Oscar. En 1973, tras filmar "Under Milkwood" anunció su divorcio. El 10 de octubre Taylor y Burton volvieron a unirse en "Botswana", (África). Cuatro meses después se divorciaron.


Burton la agasajó con fastuosas joyas, como el diamante amarillo Krupp y la "Perla Peregrina", que antaño perteneció a Felipe II y fue reproducida por Velázquez en varios retratos reales. Cuando esta joya salió a la venta y la compró Richard Burton, desde España se intentó entorpecer la operación, afirmando que era falsa. Pero es sin duda más famoso el diamante Taylor-Burton de 69 quilates, comprado en 1969 por 1,2 millones de dólares. Ya en los años 80, Liz lo revendió por el triple y destinó el dinero a fines benéficos en África. En diciembre de 2011, fallecida ya la actriz, sus joyas y valiosos vestidos se subastaron, alcanzando cifras astronómicas.


A partir de la década de los 70 la carrera de Taylor en el cine decayó claramente, por lo que comenzó a tomar parte en televisión y teatro. La primera película rodada para la televisión en la que participó fue Divorce His - Divorce Hers, de 1973, donde compartió escena con su entonces esposo Richard Burton y fue dirigida por Waris Hussein. Se trató de un drama en el que el matrimonio conformado por Jane y Martin Reynolds llega a su fin tras 18 años. En ese mismo año acudió al Festival Internacional de Cine de San Sebastián, a presentar su nueva película Una hora en la noche; vivía una temporada difícil por su reciente separación de Richard Burton. Su estancia fue tan fugaz como polémica, pero ella dio muestras de su carácter amable, no exento de rasgos caprichosos propios de su estatus de estrella. En 1976, rodó junto a Ava Gardner y Jane Fonda El pájaro azul, película para el público infantil dirigida por George Cukor, que recibió reseñas neutras y comercialmente no le fue bien.


En 1977, actuó junto a Diana Rigg y Len Cariou en la adaptación cinematográfica de la obra musical A Little Night Music (Dulce Viena), con guion de Ingmar Bergman y dirección de Harold Prince. Recibió mayoritariamente críticas negativas. Más tarde, protagonizó El espejo roto (1980), basada en un relato de Agatha Christie, junto con Angela Lansbury, Tony Curtis, Kim Novak y, su amigo personal, Rock Hudson, bajo la dirección de Guy Hamilton. Se trató de un largometraje que recibió buenas críticas.


Desde la década de 1990, Liz Taylor se volcó casi por completo a la televisión. Por ejemplo, le puso la voz al personaje de "Maggie Simpson" en un episodio de la popular serie animada de FOX The Simpsons en 1992 y realizó una breve aparición a modo de cameo en un capítulo de la comedia de situación estelarizada por Fran Drescher, The Nanny en 1994. Interpretó a una mujer millonaria en The Flinstones (1994) de Brian Levant, donde compartió créditos con John Goodman, Rick Moranis, Elizabeth Perkins, Rosie O'Donnell, Kyle MacLachlan y Halle Berry. El filme tuvo mucho éxito comercial y se convirtió en su última labor cinematográfica. Tiempo después, en 2001, se destacó junto a Debbie Reynolds, Shirley MacLaine y Joan Collins en el telefilme These Old Broads, donde hizo el papel de una representante de artistas. Se retiró de la actuación en 2003, tras participar en el programa God, the Devil and Bob.


Sus últimos maridos fueron con el senador John Warner y Larry Fortensky ,un obrero de la construcción a quien había conocido en el Centro Betty Ford durante una cura de desintoxicación. Contrajeron matrimonio en el Rancho Neverland de Michael Jackson en 1991, y terminaron divorciándose en 1996. 


Liz Taylor hizo público su alcoholismo mientras empezaba a trabajar activamente en campañas informativas sobre el sida. Su belleza escondía una salud frágil: fue operada en más de 20 ocasiones, era diabética y luchó y derrotó a un tumor. La espalda, las caderas, un cáncer de piel... Sufrió continuos accidentes: el último día de la filmación de la película "Lassie", un caballo la arrojó al suelo. 


A partir de su divorcio de Hilton, Taylor experimentó graves problemas médicos cada vez que ella se atravesaba por problemas en su vida personal. Taylor fue hospitalizada más de 70 veces y tuvo al menos 30 operaciones. Muchas veces los titulares de los periódicos erróneamente anunciaban que Taylor estaba cerca de la muerte. 


En 1961 sufrió una neumonía virósica que hizo que le practicaran una traqueotomía de la que luego se recuperó. Al finalizar el film del "Conspirador" junto a Robert Taylor, "Mujercitas" y "Sandpiper" fue internada en un hospital para recibir tratamiento para sus dolores de espalda. Los médicos la atendieron durante 90 días con 2.500 pastillas, hecho que llevó a la DEA a investigar a los doctores y a comprobar su dependencia a las drogas. 


Taylor constantemente ganaba y perdía una cantidad significativa de peso, alcanzando desde 54 hasta 82 kg en la década de 1980. Comenzó con una adicción al tabaco a mitad de la década de 1950 y temía desarrollar cáncer de pulmón, cuando en octubre de 1975 unos estudios de rayos X, le mostraron manchas en sus pulmones, llevando más tarde un tratamiento para no desarrollar la enfermedad. 


Se rompió la espalda cinco veces, tuvo dos reemplazos de caderas, tenía una histerectomía, sufría de disentería y flebitis, tuvo una perforación en su esófago, sobrevivió al cáncer de piel y tuvo ataques de neumonía que amenazaron su vida en dos ocasiones. Su operación número 26 (esta vez a la cadera), la dejó en una situación de convalecencia durante casi dos años. En 1997 sufrió un ataque de apoplejía y fue hospitalizada después de que los cirujanos le extirparon un tumor cerebral. 


Antes, en 1983 admitió haber sido adicta a las pastillas para dormir y a los analgésicos durante 35 años. Recibió tratamiento por su alcoholismo y su adicción a las drogas, ingresando en el Centro Betty Ford durante siete semanas a partir de diciembre 1983 hasta enero 1984 y de nuevo a partir del otoño de 1988 hasta principios de 1989.


El 30 de mayo de 2006, Taylor apareció en Larry King Live para refutar las afirmaciones de que ella había estado enferma, y negó las acusaciones de que padecía la enfermedad de Alzheimer. Comenzó a usar una silla de ruedas y cuando se le preguntó al respecto, declaró que tenía osteoporosis y que había nacido con escoliosis.


La mutación que dio Taylor otorgándole dobles pestañas también pudo haber contribuido a su historial de problemas del corazón. En noviembre de 2004, Taylor anunció que sufría insuficiencia cardíaca congestiva, una enfermedad progresiva en la que el corazón se debilita, dejando de bombear suficiente sangre a todo el cuerpo, particularmente a las extremidades inferiores, tales como los tobillos y los pies. En 2009 se sometió a una cirugía cardíaca para reemplazar una con fugas de la válvula. En febrero de 2011, los nuevos síntomas relacionados con la insuficiencia cardíaca hicieron que fuera ingresada en el hospital Cedars-Sinai Medical Center en Los Ángeles para un tratamiento, donde permaneció hasta su muerte a los 79 años el 23 de marzo de 2011, rodeada de sus cuatro hijos. 


Fue enterrada en una ceremonia judía privada, presidida por el rabino Jerry Cutler, el día después de su muerte, en el Forest Lawn Memorial Park en Glendale, California. Taylor está enterrada en el Gran Mausoleo, donde el acceso público a su tumba está restringido.



Recibió el título de Dama del Imperio Británico por la Reina de Inglaterra en 2000, el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia en 1992 y Jean Hersholt de la Academia de Hollywood en 1993. En 1999 el American Film Institute la nombró como la séptima mejor estrella femenina de los primeros cien años del cine norteamericano. Entre los premios que ganó se encuentran: tres Premios Óscar (uno de ellos honorífico), cinco Globos de Oro, tres premios BAFTA británicos y el David de Donatello. En marzo de 2003, Taylor rechazó la invitación que le realizó la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas para asistir a la 75.ª Ceremonia de entrega de los premios Óscar como muestra de su oposición a la Guerra de Irak.


Tras siete décadas de carrera y 50 películas, Liz Taylor falleció el 23 de marzo de 2011 a los 79 años en el Hospital Cedars-Sinai de Los Ángeles, donde llevaba dos meses ingresada por problemas cardiovasculares. 


Célebre también por sus labores humanitarias en la lucha contra el sida desde la muerte de su amigo Rock Hudson, colaboró con una sociedad dedicada a la lucha y la investigación de este grave síndrome. Fue por este motivo galardonada con el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia en 1992. Además ese mismo año participó en el concierto en tributo a Freddie Mercury, hablando acerca de la prevención necesaria para combatir el sida. 


Era además muy amiga del también ya fallecido «Rey del pop» Michael Jackson. Fue precisamente ella la primera persona que lo llamó así en una entrega de premios, y de ahí surgió el apelativo tan popular. Además, Michael Jackson le escribió una canción exclusiva para su cumpleaños, llamada "Elizabeth I love you", y una fotografía con ambos juntos fue incluida en la carpeta del álbum de éxitos de Jackson History. Ya años antes, una escena juvenil de la actriz se incluyó en el video musical de "Leave Me Alone". Jackson le dedicó una exitosa canción del álbum Bad: "Liberian Girl".


Fue una estrella calificada por los medios anglosajones como "bigger than life": una estrella mayor que la vida misma. Es una recordada leyenda femenina del Hollywood clásico, gracias a su belleza muy fotogénica, a una larga lista de películas relevantes con notables actuaciones y a un turbulento historial sentimental. Es, probablemente la actriz que fue declarada "la más hermosa del mundo" en más ocasiones que ninguna otra, incluso superando al llamado "animal más bello del mundo", Ava Gardner. Su rostro se convirtió en símbolo de perfección durante décadas, desde su adolescencia en los años 40 hasta su madurez bien entrada la década de los 70. 


También se cumple hoy un año del fallecimiento de Adolfo Suárez González, abogado, político y presidente de gobierno español entre 1976 y 1981. Suárez fue una figura importante del proceso de la Transición Española, donde se dejó atrás el régimen dictatorial del general Francisco Franco y se pasó a formar un sistema democrático. Consiguió, tras ser nombrado presidente del Gobierno por el rey Juan Carlos I en 1976 y a pesar de ser un desconocido para la opinión pública del momento, que se llevaran a cabo diversas medidas que reformaron el sistema previo como la autoliquidación de las Cortes Franquistas o la legalización de los partidos políticos (incluida la del Partido Comunista de España). 


Liderando la coalición Unión de Centro Democrático (UCD), fue posteriormente elegido de nuevo presidente, por medio esta vez de las urnas, en las elecciones generales de 1977. En 1981 abandonó el cargo tras presentar su dimisión. Tras esta, creó junto a otros dirigentes de UCD el partido Centro Democrático y Social y fue elegido diputado en Cortes en varias elecciones generales, permaneciendo en la política hasta 1991.


Nosotros les rendimos homenaje hoy con todo el cariño y como cada día os invitamos a ver y a comentar nuestra canción de Paz, Amor y Solidaridad. Hoy, ayer y siempre...


¡¡¡ QUE BAILE EL PAPA !!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario